Skip to main content

Por Jorge Andrés Zuluaga

El niño bogotano de 11 años es el líder deportivo y espiritual de su equipo.  Su dócil voz siempre está ahí para darle a sus compañeros un mensaje de aliento o de fe. Su abuela, que murió en 2019, le enseñó a amar a Dios sobre todas las cosas y a aprender de sus enseñanzas bíblicas.

“Yo voy a la Iglesia cada domingo pero esta vez no podré ir porque estoy de viaje. Aun así yo traigo mi Biblia, oro cada noche y la leo todo el tiempo”, cuenta Juan Miguel. El fútbol también es sagrado para él y lo practica desde el 2014.

Su posición es la de guardameta, se caracteriza por darle esa voz de aliento a sus compañeros sobre todo cuando más lo necesitan. Como lo dice su director técnico, Pablo Cesar Pachón, lo que es como persona se ve reflejado en el terreno de juego. Su máximo referente es David Ospina, arquero de la Selección Colombia y del Napoli de Italia.

La Fe, la disciplina y el respeto

Su padre fue el que lo motivó a tomar las riendas solitarias del arco, empezó en 2014 gracias a la motivación de su padre, que jugó en las divisiones menores del Deportivo Independiente Medellín. Por eso, además de la posición de arquero, Juan Miguel le heredó a su progenitor el amor por el Poderoso de la Montaña.

Cuando se le pregunta por cuál es la enseñanza de la biblia que más recuerda, dice: “Cuando tú obedezcas y ames a Dios siempre vas a estar protegido, aunque no seas rico vas a tener una vida feliz”. Su pulcritud inspira confianza y respeto para el que esté hablando por con él y por eso es el capitán de su equipo.

Kairos FL fue fundado en 2017 por acudientes y padres del colegio Gimnasio Vermont de Bogotá. Alrededor del 80% de sus jugadores estudian en esa institución y cuentan con cuatro equipos de niños, un equipo de padres y otro de madres. Sus tres pilares fundamentales son la fe, la disciplina y el rspeto.

Orientados por la espiritualidad de su capitán, Kairos espera llegar a lo más alto de la Medellín Soccer Cup. Por eso Juan Miguel espera mover con su fe las montañas antioqueñas.