Skip to main content

Por Jorge Andrés Zuluaga

Rosarito Challenge Select no es un Club como tal, es un torneo que se disputa desde hace más o menos tres años en el estado Baja California de México y de allí seleccionan a los jugadores más destacados para conformar un equipo y disputar torneos internacionales como la Medellín Soccer Cup.

La delegación vino con 11 jugadores exactos en la categoría sub 12, no tienen suplentes y en caso de una lesión quedarían con inferioridad numérica. A pesar de las dificultades los manitos lograron llegar a las semifinales con 15 goles a favor y ninguno en contra. El hecho de representar a un país tan futbolero y apasionado les ha dado el vigor para llegar hasta esa instancia.

“Después de cada partido les hacemos a los jugadores Hidroterapia en el baño con hielo y eso ayuda a que se recuperen”, cuenta José Luis Nava, director Técnico de Rosarito. Iban a traer tres jugadores más pero sus equipos se los pidieron y por eso tuvieron que afrontar la competición con 11 futbolistas.

A pesar de que no juegan en el mismo club, se la han llevado muy bien y se han compenetrado dentro del terreno de juego. Diego Rodríguez, capitán del equipo, comenta que han tenido una buena relación entre compañeros y esta experiencia en Colombia les ha servido para afianzarse.

Baja California es un estado ubicado en la parte norte de México que está constituido por siete municipios y se ubica en la zona limítrofe con estados unidos. Es por esta razón que muchos padres y niños del equipo hablan español pero dominan el inglés a la perfección.

Con respecto a la Medellín Soccer Cup, el director técnico de Rosarito comenta: “Nos ha parecido un evento de primer nivel. Este es sin duda uno de los más grandes que nos ha tocado ver”.